miércoles, 31 de diciembre de 2008

Inacabado

Mi interés por la transfiguración de la realidad a través de dibujos extravagantes y aparentemente ilógicos se remonta una década atrás, momento en que conocí la excentricidad hecha hombre. Su nombre era Man, barbada figura famélica que vestía un escueto y mugriento taparrabos y habitaba una casa de trasmundo. Su hogar era un genuino collage elaborado con materiales de múltiples texturas, formas y colores que se apiñaban con fingido desorden para formar un cuadro psicodélico y alucinante. Penetrar en él era equiparable a sumergirse en el reino ondulado de Gaudí tallado sobre las rocas de Camelle. Era internarse en “La persistencia de la memoria” y observar, bien de cerca, los relojes de Dalí metamorfoseados en espirales de conchas que trepaban, ávidas, hacia el cielo. Sofocaba la naturaleza muerta el oxígeno de aquel laberinto abigarrado cuando, bajo la mirada atenta de cientos de esculturas, sobre las hojas sucias de un cuaderno partido, garabateé mi primer retrato.

¿Cómo fue posible que toda una memoria reblandeciera...? Ni las hormigas ni las moscas lo saben. Ahora el aire del Cantábrico ocupa el espacio que hace un tiempo acuchillaban los colores cálidos de un embrujo surrealista.

31.12.2008

sábado, 27 de diciembre de 2008

Copla homicida: Homenaje a Gloria Fuertes

Alfred Mushroom, champiñón
Tiene un sombrero de paja
Siete huesos de aceituna
Tornean su verde covacha

Fue a la escuela de los hongos
Pero allí no aprendió nada
Sus raíces le inspiraron
Tierra de letra mojada

No tiene manos ni boca
No tiene nariz ni orejas
Por eso escribe sus historias
Con la punta de las cejas

¡Pobre Mushroom, champiñón!
Decapitan su talento
Ya se secan sus raíces
Bajo capas de cemento

Plañe Oruga su desgracia
Llora Araña su condena
Come Cuervo siete huesos
¡Puta bestia carroñera!

martes, 23 de diciembre de 2008

lunes, 22 de diciembre de 2008

300 gr. de Eduard vía oral

Come turrón, almendras garrapiñadas, huesos de santo, polvorones con sabor a limón, polvorones con sabor a canela, polvorones con sabor a chocolate y morcilla de Burgos, figuritas de mazapán, peladillas y buñuelos con nata... Edulcora tu existir y paladea la opulencia de quien come por capricho.
Recorre los engalanados comercios y compra: unas medias, un tanga rojo para Noche Vieja, aquellos Levi’s tan monos made in Saipán y un peluche de IKEA en contra del trabajo infantil. Luego, en los ratos ociosos en los que el yantar y el comprar no te colmen, confecciona una lista con tus heroicos propósitos para el 2009:

• "Ser mejor persona"
• "Apuntarme a un gimnasio"
• “Dejar de fumar”
• “Ser la princesa de una historiadeamorcomojamáshubonihabrá”
• “Sufrir por los desengaños de aquella historiadeamorcomojamáshubonihabrá”
• “Follarme a Zac Efron”
• “Cerrar mi Fotolog y crear una cuenta en Netlog”
• “Follarme a Hugo Silva”
• “Tomar la pastilla del día después”
• “Volver a fumar”
• “Donar la ropa que ya no uso a una ONG”
• “Comprar un abrigo de 600 euros”
• “Comprar unos zapatos de 600 euros”
• “Comprar un pintauñas de 600 euros”
• “Follarme a Martín Rivas”
• “Ligar en los encierros de San Fermín”
• “Usar protección solar”
• “Unirme a Greenpeace”
• “Viajar a Dublín”
• “Buscar trabajo”
• “Chupársela a Eduard Punset”
• “Leer un libro (y entenderlo)”
• “Ver menos horas de TV”
• “Volver a chupársela a Eduard Punset”
• “Decir a mis amigas que las quiero”
• “Volver a chupársela a Eduard Punset”
• “Volver a chupársela a Eduard Punset”
• “Volver a chupársela a Eduard Punset”
• “Ser más hipócrita”

domingo, 21 de diciembre de 2008

Los guionistas o la dignidad demiúrgica

Extracto de la undécima escena de la obra teatral "Los cuernos de Don Friolera", escrita en 1921 por Ramón María del Valle-Inclán e incluida dentro de la trilogía "Martes de Carnaval"(1930):

(...)
PACHEQUÍN.- ¡Pídeme el juramento que te satisfaga!
DOÑA LORETA.- ¡Tirano! ¡Manifiesta claramente el sacrificio que pretendes de esta mujer ciega!
PACHEQUÍN.- ¡Que me sigas! ¡Te conduciré al fin del mundo! Lejos de aquí pasaremos por dos casados.
DOÑA LORETA.- ¡Tentador, mira mis lágrimas, ya que mirar no sabes en mi corazón! ¡Juan Pacheco, soy madre, no pretendas que abandone al ser de mis entrañas!
PACHEQUÍN.- Concédeme siquiera venir una hora a mi casa. Cumple la promesa que me hiciste. ¡Loretita, has encendido el fuego de un volcán en mi existencia!
DOÑA LORETA.- ¡Hombre fatal, no comprendes que si te sigo me pierdo para siempre!
PACHEQUÍN.- ¡No te retendré!
DOÑA LORETA.- Ni me harás tuya.
PACHEQUÍN.- Por la fuerza no apetezco yo cosa ninguna. ¡Recuerda mis procederes cuando te tuve en mis brazos! Baja al huerto, concédeme al menos hablarte con las manos enlazadas.
DOÑA LORETA.- ¡Ay, Pachequín, tú conseguirás perderme!
PAPCHEQUÍN.- ¡Concédeme la gracia que te pido!
DOÑA LORETA.- ¡Me pedirías la vida y no sabría negártela, hombre fatal!
(...)
PACHEQUÍN.- ¡Tormento!
DOÑA LORETA.- ¡Tirano!
(...)
DOÑA LORETA.- ¡La cabeza se me vuela!
PACHEQUÍN.- ¡Mujer adorada!
DOÑA LORETA.- ¡Casi no te veo!
PACHEQUÍN.- ¡Arrebato de sangre, confusión de nervios, Loretita!
DOÑA LORETA.- ¡Tendré que sangrarme!
PACHEQUÍN.- ¡Vida mía, me entra un escalofrío de pensar que te pinchen la vena!
DOÑA LORETA.- ¡Zaragatero!
PACHEQUÍN.- ¡Negrona!
DOÑA LORETA.- ¡Me pierdes!
PACHEQUÍN.- ¡Fea!
DOÑA LORETA.- ¡Déjeme usted, Pachequín!
PACHEQUÍN.- ¡No puedo!
DOÑA LORETA.- ¡Pero usted está siempre dispuesto!
PACHEQUÍN.- ¡Naturalmente!
DOÑA LORETA.- ¡Qué hombre!
PACHEQUÍN.- ¡El propio para tus fuegos!
DOÑA LORETA.- ¡Se engaña usted, Pachequín! Yo soy una mujer apática. Déjeme usted seguir mi suerte. Somos en el querer muy opuestos.
PACHEQUÍN.- ¡Me enciendes en una llama!
DOÑA LORETA.- ¡Calla...! ¡Pasos en la casa y abrir y cerrar de puertas! ¡Estamos perdidos!

La relación amorosa habida entre Sarita (Pachequín) y Lucas (Doña Loreta) nos enseña que el esperpento aún no ha muerto en España porque no lo han matado los hombres... de Paco.

jueves, 18 de diciembre de 2008

Ni pies ni cabeza

Poema: "Tus pies", Pablo Neruda.

Porque nadie sabe de quién puede ser musa.

Porque el amor es ciego.

lunes, 15 de diciembre de 2008

domingo, 14 de diciembre de 2008

Tu cesta de Navidad

Dedicado al Excelentísimo Señor Don Magnífico Ser, íntimamente conocido como Bollín. Esté donde esté.

sábado, 6 de diciembre de 2008

jueves, 4 de diciembre de 2008

352 bits de poesía

Seguramente muchos de vosotros estaréis interesados en conocer algo más acerca de mí: quizás qué tipo de películas veo, cuántas veces al año me ducho, incluso los centímetros que abarca mi perímetro pectoral. Puesto que me parece excesivo facilitaros tantos datos a un mismo tiempo, por hoy bastará con que os comente cuál es mi libro preferido. En efecto, la narración que más veces he leído por su transfondo alegórico ha sido la "Guía Práctica para usuarios de Windows XP (Home Edition)". Donde otros ven una maraña de tecnicismos informáticos, como MS-DOS o desfragmentador de disco, yo encuentro voces rebosantes de lirismo. Tanto es así que, en el transcurso de una conversación cualquiera, no puedo resistir la tentación de citar algún que otro fragmento. En concreto, el párrafo que más me remueve las entrañas es el que sigue: "Existe la posibilidad de seleccionar distintos sangrados para distintas zonas del documento, evitando así tener que desplazarse con el cursor cada vez." Con estas palabras Miguel Pardo Niebla hace alusión a la, relativamente reciente, nueva forma de entender la guerra. El terrorismo, simbolizado a través del sangrado, amenaza con su rápida expansión a lo largo y ancho del planeta, que figura en el texto bajo la imagen de un documento escrito. Las tradicionales operaciones militares (el cursor) se vuelven obsoletas en el siglo XXI. La piel de gallina.

viernes, 28 de noviembre de 2008

Un mensaje del From

¿Por qué los señores publicistas decidieron que fuera "El Cigala" quien previniera al consumidor de la importancia del etiquetado del pescado? ¿Porque "El Pescaílla" ya estaba fuera de juego?

jueves, 27 de noviembre de 2008

Mi mierda

video

(Música: "Hollaback Girl", Gwen Stefani)

lunes, 17 de noviembre de 2008

viernes, 14 de noviembre de 2008

jueves, 13 de noviembre de 2008

Si descubres a los 40...

...que tienes un siamés soldado a tu chepa.


No te traumatices, porque esto aportará más de positivo que de negativo a tu vida. Por ejemplo, seguramente hayas recibido a lo largo de tu existencia motes variopintos tales como: El Chepas, Cuasimodo, Dromedario... Ahora llega la oportunidad de poder gritar al mundo: ¡No soy un chepudo, simplemente tengo a un hombre pequeñito pegado a mi espalda! Es posible que, a partir de que aportes esta información, comiencen a llamarte Monstruo, Bicho-raro, Anormal... No dejan de ser motes, de acuerdo, pero molones, pues revelan tu condición de ser especial. Y ser un ser especial es guay, ¿o no? Al fin y al cabo chepudos los hay a patadas, pero siameses de tus características... Podría decirse que eres único. Por tanto, aprovecha el momento, alíate con tu diminuto hermano (probablemente él esté igual de sorprendido que tú o incluso más porque, ¡lleva a un ser enoooorme colgando de un costado!) e instad a "Callejeros" a divulgar vuestra historia. No cobraréis, pero a cambio os convertiréis en unos personajes muy populares. Recuerda, amigo: de "Callejeros" a Hollywood hay sólo un paso.

miércoles, 12 de noviembre de 2008

domingo, 9 de noviembre de 2008

Caricatura genealógica

“El equilibrio y la prudencia nos libran a todos de la amenaza asfixiante de la náusea. Templad las sospechas, asentid a la lógica y al cuidado milimétrico por el detalle, comed de la belleza como engullís los restos de la carne cadavérica. Si eventualmente notáis vuestro ánimo obscurecer, pensad en aquellos que ya lo han perdido. Si una navaja de siete filos constriñe vuestra garganta, desde los pies subid el calor de la sangre, pues del fuego es sabida la noble destreza para derretir el argento esqueleto del metal. Detrás, a lo lejos, desde el fondo del escenario dramático se ilustra el arte, de tal modo que la suerte no se deja en manos del talento natural del reparto, sino de la sagacidad decana del director de la obra. Controlad, pues, vuestra libertad de pensamiento y la libertad de los vuestros. Trompa, trooompa...” (Arenga de Shinosuke Nohara, filósofo y orador del culo, al ejército japonés de Kasukabe)

domingo, 2 de noviembre de 2008

sábado, 25 de octubre de 2008

Vaya par de perrazos

¿Qué te mola de Cuatro? A mí me mola imaginar el embutido leonés de Jesús Calleja... y que César Millán me domestica. Eso es todo.

martes, 21 de octubre de 2008

Cuando el uñero español sangra


Si no quieres que parte de tus impuestos se destine a la financiación de actividades relacionadas con la fiesta taurina, envía un correo electrónico al Ministerio de Economía y Hacienda exigiendo que se incluya una casilla antitaurina en el impreso de la Declaración de la Renta. Esta es una iniciativa de Caiga Quien Caiga.

lunes, 20 de octubre de 2008

Las catorce evidencias de Lawrence

Sepan ustedes, señores videntes, de mi propio puño y letra, esta historia de entretiempo, la historia de Mary Ann de West Hollywood. Esta dama, de aspecto ojerizo y enjuto, sufrió, allá por sus años mozos, el azote de una doble desventura; fue ultrajada por su entrenador de natación, quien valiose de su superioridad corpulenta para asediar la intimidad carnal de la muchacha, a más de verse amenazada por las continuas tentativas de envenenamiento por parte de su madrasta, celosa esta de la intensa relación afectiva que Mary Ann y su padre mantenían. Tal fue su desdicha por los terribles acontecimientos que su estómago regurgitaba todo alimento engullido y su piel fue tornándose más pálida cada amanecer, al punto de volverse ella misma una muerta viviente. Sin embargo, la Fortuna no había previsto para la dama de West Hollywood una tregua temprana a sus desgracias. Al tiempo que estos hechos tenían lugar, Mary Ann viose en la obligación de acudir el primer domingo de cada mes a prisión, donde su enamorado Jimmy Joe, cautivo desde hacía meses, requería su ayuda para calmar a base de estupefacientes su miserable ansia vital. Allí ella también fue hecha prisionera, pues las dudas sobre su participación en el intento de asesinato del buen gobernador de su patria acrecentáronse tras destapar a la luz pública la autoridad policial, con gran pericia y no menos aprieto, que Mary Ann hubiera sido la líder de una hermandad satánica, de directriz anarquista. Nuestra triste protagonista púsose a disposición de la justicia y desterró de sus mientes los malos augurios que la rondaban, mas uno en especial no pudo olvidar, aquel que retraíale la imagen de su antigua compañera de instituto, Lisa P., vistiendo el sublime vestido de graduación que había soñado para ella meses atrás desde el escaparate del bazar Penguin Look. Una vez absuelta de los cargos imputados, Mary Ann tropezose de nuevo con la piedra de la mala suerte, ya que su historial delictivo manchó su expediente académico y el claustro de profesores de la celebérrima Universidad de Jarrabar rechazó su petición de ingreso. De este modo la dama de West Hollywood creyó conveniente ganarse el pan con el sudor de su frente y entró a trabajar como sirvienta en una humilde casa de hamburguesas rural, donde cierto día un hosco lugareño de ilustre linaje róbale el corazón y pídele su mano. Meses después del enlace, la dama, ya señora, conoció de las vetustas páginas de un periódico, en la hemeroteca de aquel anónimo pueblo, la noticia de unas turbulentas ocurrencias de las que su actual esposo había sido partícipe. Si bien el hombre negolo todo, Mary Ann no resistió la incertidumbre de tener bajo su mismo techo al que, en tiempos remotos, hubiera sido tesorero de los Janos Brothers. Es más, hastiada de sus malas experiencias, presa de los demonios de la locura, la dama decidió poner fin a su sufrimiento, y con él a su aliento de vida. Con el filo rozando las arterias de la muñeca, sorprendiose del reflejo de su difunta abuela en el vidrio de una ventana, pero, antes que huir o aullar, Mary Ann acercose a él para oír de cerca el eco lejano de aquel ángel de la guarda, suplicante de arrepentimiento y de lucha. El destino quiso que Mary Ann presenciara un milagro, y Mary Ann decidió no defraudar al destino siguiendo su designio, encarnado en las palabras exiguas de su abuela. Así es como la dama de West Hollywood asestó dos puñaladas mortales al corazón del buen presidente estatal, el foco de todo mal según su interpretación del mensaje divino. Una semejaza física prodigiosa con el presidente, al parecer por desconocidos lazos de consanguinidad, permitiéronle usurpar el cargo presidencial de forma taimada. Bajo su mandato proclamó la paz mundial, un status quo que dieciséis años más tarde fue pervertido por uno de sus hijos, un niño de temperamento catatónico, autista para algunos, brujo para otros, que, en cualquier caso, albergaba en su interior la genuina semilla del mal, legada por su padre, aquel endemoniado tesorero de los Janos Brothers.


...Datos curiosos

  • La historia de Mary Ann está basada en una película. Cualquier parecido con la realidad es fruto de tu imaginación calenturienta.

  • Durante la película Mary Ann se zumbó quince veces a un negro, pero las imágenes no se incluyen en el film por cuestión de ética del país donde se rodó el mismo, EEUU.

  • La cinta fue intitulada en inglés como “Broken inocence” y en español como “Mary Ann sabía lo que se cocía”.

  • Los críticos, por unanimidad, han declarado que la historia de Mary Ann aúna todos (catorce) los tópicos cinematográficos de sello norteamericano habidos y por haber, en especial los de las tardes de los sábados.

sábado, 18 de octubre de 2008

El abuelo que nació de un tomate

"Porque sueño yo no lo estoy. Porque sueño... sueño. Porque me abandono por las noches a mis sueños antes de que me deje el día. Porque no amo. Porque me asusta amar. Ya no sueño. Ya no sueño."

L'avalée des avalés, Réjean Ducharme

"Pero resulta que mis dedos del pie me recuerdan que estoy aquí. Salen de un agujerito en el extremo de mi manta. Cada día, sin que yo mismo me dé cuenta, consigo asomar un dedo más que el día anterior. Mañana asomaré mi pie entero. Y mi pierna. Y pronto será mi cuerpo. Siento que debo abandonar esta vida antes de estrangularme con este agujero."

Léolo, Jean-Claude Lauzon

domingo, 12 de octubre de 2008

QVMT

“Qué vida más triste”, aquel que fuera uno de los primeros videoblogs en colgarse en la red, se empezará a emitir en LaSexta próximamente. Rubén Ontiveros, el guionista creador de esta miniserie de humor que narra la vida de un grupo de amigos vascos de clase media-baja, tuvo una gran idea el día que decidió promocionar este invento en YouTube. Cada domingo Borja resumía a los internautas, desde el borde de su cama, los líos delirantes que durante la semana había protagonizado junto a Josebas, Nuria, Laura e Izaskun. Era un humor cutre con un telón de fondo y unos personajes cutres; era casi la vida real, te hacía sonreír. Ahora, con la adaptación del videoblog para la tele, me temo que esa complicidad que el mundo de Borja había conseguido con su audiencia se corromperá, como se corrompe todo lo que la tele toca. Si los medios de producción crecen, el perfeccionamiento de la puesta en escena, el incremento de las ganancias de los integrantes de la serie o una difusión masiva de la misma acabarán contaminando el carácter humilde de este humor tunante y torpe. Que el vórtice espacial de mi habitación me trague si esta es la excepción que confirme la regla de lo sucedido con programas del estilo de “Camera Cafè”, “Muchachada Nui” (anteriormente conocido como “La Hora Chanante”) o el propio “Sé lo que hicisteis”. Que se me aparezca el fantasma de los Backstreet Boys si no llegan a venderse en Ikea réplicas exactas de la popular colcha de nuestro amigo Borja.

viernes, 10 de octubre de 2008

Briconsejo


Hola, amigos. A continuación os facilito un consejo mnemotécnico dedicado a los estudiantes de música:

¿Cómo podéis recordar la melodía del Canon en D de Johann Pachelbel, de una forma rápida y sencilla, durante vuestro examen en el Conservatorio? Tarareando la sintonía de apertura de Bricomanía.

viernes, 3 de octubre de 2008

Otra vez no

No me envíes más emails con PowerPoints adjuntos. No los leo. Me da igual que maten a un gatito si no reenvío a mis contactos una mierda de texto sensiblero. No me interesa saber cómo es el Machu Picchu visto desde todos sus ángulos, ni contemplar bebés disfrazados de flor metidos en macetas. No me hacen reír las respuestas de un adolescente imbécil a su examen sobre biología. No me asusta la cara de la niña del exorcista. Me importa una puta mierda que seas mi amigo; no me envíes más emails con PowerPoints adjuntos. No los leo.

Endogamia laboral

“Nosotros nos lo guisamos, nosotros nos lo comemos.” Esta era la frase que mi tío Pérez me dirigía cada vez que recibía una nueva entrega de mi famosa tira cómica “La coletera sesentera”. Llevaba trabajando para la revista de mi tío un par de años. Como es evidente, él contrató mis servicios gracias a los lazos de sangre que nos unían. Ahora mi tío nos ha dejado y se ha mudado a un lugar mejor; ha cogido todo el dinero de los fondos de la revista y ha huido a Latinoamérica en compañía de su amigo Rodríguez Menéndez. Lógicamente el negocio familiar ha quebrado y me he visto en la obligación de buscarme las habichuelas fuera del ámbito laboral amigo. Vago de un sitio para otro, voy de entrevista en entrevista, para regresar siempre a la casilla de salida. Pensé que tenía talento, al menos eso me hicieron creer mi tío Pérez y su séquito durante los días de vino y rosas, pero la realidad parece ser otra bien distinta. He visto cómo muchos peces gordos del medio utilizaban los papeles donde en el pasado dibujaba “La coletera sesentera” para apagar sus cigarrillos. Vivo replanteándome por ello mi trabajo creativo y las posibilidades que me ofrece el futuro sin la sombra protectora de mi tío. Sin embargo, este bache de mi vida no ha hecho que pierda por completo la confianza en mi talento. De hecho ya he cambiado la antigua consigna que compartía con mi tío por otra nueva y esclarecedora que pondré en práctica durante la próxima entrevista laboral: “Tú me lo guisas, yo te lo como.” A ver si hay suerte. Yo, por si acaso, iré guardando en mi bolso un cepillo de dientes.

La dieta de Willendorf

¿Qué significa el título “Sin tetas no hay paraíso”? Sé que muchos de vosotros os lo habréis preguntado en alguna ocasión, puesto que la mayoría de los lectores asiduos a este blog sois una panda de canis asilvestrados (uh, lo peor de lo peor). Incluso os habréis atrevido a aventurar alguna pseudoexplicación, del tipo: los guionistas de la serie quisieron transmitir la idea de que algunas mujeres se valen de la explotación de su cuerpo para abrirse paso en el reino de la opulencia. Lo cierto es que mis conjeturas tiran por otros derroteros… Sí, particularmente creo que el señor con bigote adicto a los puticlubs de carretera que creó esta serie tenía tan pocas luces que el único pensamiento que quería divulgar era la necesidad de que los burdeles garantizaran que las putas del lugar fueran auténticas féminas; se había cansado de que le dieran gato por conejo. Así que, en un primer momento, bautizó la serie con el nombre “Sin tetas no hay coño”. No obstante, los productores le exigieron un poco de decoro porque no creían conveniente ensuciar una cadena tan elegante como Telecinco con un título tan vulgar. El señor con bigote acató sus órdenes y decidió rebautizar la serie como “Sin tetas no hay paraíso”; digamos que cambió “coño” por “paraíso” y todos aplaudieron su ingenio. Sea como fuere, esta no formará parte del grupo selecto de series que asciendan al paraíso televisivo. “Sin tetas no hay paraíso”, como mucho, se quedará en el limbo por los siglos de los siglos... Amén.

lunes, 22 de septiembre de 2008

Corea de Raven

Hace unos días me encontraba viendo Disney Channel a medianoche (sí, soy rara de cojones) cuando de pronto una chavala muy rara allanó la pantalla de mi televisor, acelerando la trayectoria de mis pupilas. El caso es que su cara me sonaba, pero me resistía a admitir que aquella mujer fuera la misma niñita que, años atrás, coprotagonizara la serie “Vivir con Mister Cooper” (“Hangin’ with Mr. Cooper”, 1992); es decir, la actriz Raven-Symoné. No, no podía ser ella, seguramente la tía epiléptica de la pantalla la había engullido y aquella niñita luchaba por salir de su estómago. Raven, que así se llamaba la feroz caníbal, aparecía como una adolescente extravagante, y no por alardear de personalidad esquizotípica (que a lo mejor), sino por el festival chirriante de colores que adornaba su poco agraciado cuerpo, dios no la bendijo con el don del buen gusto. Vale, me repetí, es una hortera hiperactiva, pero se merece una oportunidad. Tres minutos más tarde, después de oír sus grititos de ¿placer? mientras inspeccionaba con tiento las ubres de una vaca (de cartón piedra), me arrepentí de habérsela dado. Uy, decía, ayyy, qué gustito. ¿Esta serie la patrocina Disney o Localia? ¿Es esto un canto a la zoofilia? La chavala remataba la jugada interpretando a más personajes de la serie, entre ellos a un bebé que se alimentaba a base de biberones rellenos de puré de patatas (sin salsa, ojo, que allí esa palabra estaba prohibida) y a un viejo bravucón y afeminado (más que la propia Raven, es un poco paradójico). No es ciencia ficción, en serio, esto existe y los niños lo ven, les gusta y desean ser como Raven en el futuro: una mujer epiléptica que se pone cachondona acariciando ubres de vacas, que monta toros mecánicos ante la mirada atónita del clero (esta es otra historia) y que, para más inri, adivina por influjo esotérico un porvenir chorra. Menos mal que a esas horas Disney Channel sólo la ven los perturbados y los niños que tienen tv en su cuarto. Yo cumplo ambos requisitos.

domingo, 21 de septiembre de 2008

sábado, 20 de septiembre de 2008

Damisela de diadema floja

Sabe Dios que Rosetta Forner me produce urticaria cerebral, pero ello no impide que reconozca el valor de estas cuatro palabras pronunciadas por esos fideos rojo-drag-queen que tiene por labios: damisela de diadema floja. Esta idea me viene como anillo al dedo para hablaros sobre aquella amiga que todas las chicas hemos tenido en algún momento de nuestras vidas.

Suele ser durante la etapa adolescente cuando la susodicha se aferra a nosotras con la fuerza de un cinturón de goma de Stradivarius. Se caracteriza por tener problemas familiares, que tarde o temprano derivarán en otro tipo de problemas... En un principio mantienes con esta chica una buena relación de amistad: vas con ella de compras, intercambias sms íntimos, incluso intercambias sujetador (sí, sorprendentemente compartís la misma talla). Pero, a medida que transcurren las semanas, percibes cierto olor a quemado. Si antes sostenías con ella unos breves turnos de diálogo, ahora tus intervenciones se reducen a asentimientos y sonrisas dedicadas por entero a un monólogo que versa siempre sobre avatares sentimentales folletinescos y tragicómicos: que si ha discutido con su chorvo; que si su chorvo la va a dejar por la fulana de su exnovia; que si se ha liado en la parte trasera de un coche con su vecino y ha aparecido al día siguiente con moratones ocultos en ciertas partes de su anatomía; que si no le viene la regla y te pide que la acompañes a por un test de embarazo a la farmacia situada en la calle Uría; que si se ha tatuado el conejito de Playboy en el vientre y después descubres que solo es una mancha de ColaCao; que si ha discutido con su chorvo (otra vez); que si su chorvo la va a dejar por la fulana de su exnovia (de nuevo); que si se ha liado con el vecino (en esta ocasión practican el coito en el cuarto del chico y ¡sin sábanas en el colchón!); que si ha perdido en el transcurso de estas aventuras las bragas azules de la gatita Kitty (esas sí que no las intercambiaría con ella) y teme que estén en posesión de El Bolas, un amigo de su vecino-amante con el que también ha tenido relaciones sexuales; etc. Y, por si fuera poco y a pesar de aguantar como una campeona su tostón, te confiesa entre lágrimas que se siente muy sola y que nadie la escucha. También te repite con bastante frecuencia que se considera feúcha y que todos la miran mal, a lo que tú intentas responder con la frase de “no, mujer…” que nunca llegas a ver completa porque tu amiga ya ha empezado a hablarte de lo mal que lo pasa cada vez que alguien la piropea por la calle y de las miradas de envidia que las compañeras de clase le dedican.

Yo soy la secuela bipolar de mi amiga pues, como no he logrado vencerla, he acabado uniéndome a ella.

Maravillosa criatura

Piropos con mucha miga que llevo ideando desde los 6 años para conquistar a Sergio Dalma, mi amor (por no decir ídolo) de la infancia…

- Eres el caballo ganador en la carrera de mi corazón.
- Te daría el premio Príncipe Azul de Asturias al Hombre de mis Sueños.
- Cosería mi cuerpo al tuyo y formaría dos siameses, para que después nos separasen quirúrgicamente y que el amor nos doliera. *Este es el piropo más romántico y efectivo.
- Por ti me comería toda la basura del vertedero municipal y después la vomitaría… Y la volvería a comer.
- El semáforo está en verde; puedes penetrar sin miedo en mi autopista.
- Te demostraría mi amor tirándome al amigo más feo de tu pandilla.
- Te demostraría mi amor tirándome con menos asiduidad a mi amante.
- ¿Alguien te ha dicho alguna vez que te pareces a Sergio Dalma?
- Cuando era un simple embrión las células del mesodermo impidieron que mi sistema circulatorio se estableciera con normalidad… ¿Te importaría entrar a formar parte del tejido de mi corazón?
- Ojalá fuera quesera para tener entre mis manos a semejante quesín.
- Ya tengo mi panecillo listo; tú pones el queso.
- Dios le da quesines a quien no tiene dientes.
- Me gustaría ser ratón para caer en tu trampa de queso.
- Un quesín como tú debería estar situado en el mejor estante de Alimerka.
- Quesín, te voy a hacer fondue.

Os confieso que todo el tiempo que he estado ausente ha sido a propósito de las fiestas de San Mateo. El caso es que Sergio Dalma dio un miniconcierto en ellas y lo conocí gracias a un amigo común (El Bolas). Mis encantos naturales hicieron el resto…

sábado, 13 de septiembre de 2008

viernes, 12 de septiembre de 2008

lunes, 25 de agosto de 2008

No sentimos las molestias

...Hasta más "red".

domingo, 24 de agosto de 2008

Los buenos franceses

DON ANTONIO.- Parece que se hunde el techo. Pipí.
PIPÍ.- Señor...
DON ANTONIO.- ¿Qué gente hay arriba, que anda tal estrépito? ¿Son locos?
PIPÍ.- No, señor; Erasmus.
DON ANTONIO.- ¿Cómo Erasmus?
PIPÍ.- Sí, señor; ¡así lo fuera yo! ¡No es cosa! Y han tenido una gran orgía: calimocho, marihuana y mucho chocho, ¡uh!
DON ANTONIO.- ¿Y con qué motivo se hace esa francachela?
PIPÍ.- Yo no sé; pero supongo que será en celebridad del nuevo inquilino que se ha mudado a su casa esta tarde.
DON ANTONIO.- ¿Conque un nuevo vecino? ¡Haya cochinillos!
PIPÍ.- ¿Pues qué, no lo sabía usted?
DON ANTONIO.- No, por cierto. Si lo llego a saber, no vengo.
PIPÍ.- Busque el anuncio en google.
DON ANTONIO.- En efecto, aquí está (mirando su ordenador portátil): Se busca estudiante Erasmus con conocimientos de francés para compartir piso de 1 habitación. Sin baño, sin cocina, sin amueblar, con cama. A fiesta por día. 3000 euros por cada... ¡No es cosa! De un viaje de estudios hacen un negocio. Si son el diantre. ¡Ay, amigo Pipí, cuánto más vale ser camarero que Erasmus ridículo!
PIPÍ.- Pues mire usted, la verdad, yo me alegrara de saber hacer, así, alguna cosa...
DON ANTONIO.- ¿Cómo?
PIPÍ.- Así, de francés... ¡Me gusta tanto el dinero!
DON ANTONIO.- ¡Oh!, los buenos franceses son muy estimables; pero hoy día son tan pocos los que saben hacerlos; tan pocos, tan pocos.

Adaptación de un fragmento de la obra teatral "La comedia nueva o El café", escrita por Leandro Fernández de Moratín.

Moloko

Nota al pie: He aquí el teatrillo que monta mi abuelo todas las mañanas antes de desayunar. Me preocupa.

viernes, 22 de agosto de 2008

¿Qué se dicen?

¿Qué se dicen los entrenadores de baloncesto cuando se saludan en competiciones internacionales? Yo apostaba por "Good luck", hasta que mi madre opinó que "Good morning". Por ello creo que las palabras que se dirigen tienen que ser algo así como "Good morning and good luck". Eso es todo.

jueves, 21 de agosto de 2008

Soy Riverosexual

Juan Carlos Rivero es mi Dios, mi Mundo, mi Alma, mi todo. Para mí no hay nada, nadie más que él. A pesar de que sigo su labor informativa en RTVE solamente desde el comienzo de los Juegos Olímpicos de Pekín, puedo intuir que es el mejor presentador de la historia de la televisión y quien mejor retransmite los acontecimientos deportivos. Su voz... profunda, cálida. Su sonrisa... tierna, franca. Sus manos, su pelo, sus lobulejos... No se han inventado aún las palabras exactas que describan a una persona tan maravillosa. Perfecta.
Soy... Riverosexual.


Nota al pie: imitación atemperada del febril grado de fanatismo y deificación hacia personajes públicos que se exhibe en blogs y fotologs hoy día. Este mal se expande a mayor velocidad que la gripe aviar y gesta bichos mucho más locos. Para muestra, un zopilote rey.

martes, 19 de agosto de 2008

El Paseíllo



Nota al pie: No os descubriré qué es "El Paseíllo", pero os daré una pista: todos los señores de mediana o avanzada edad lo ponen en práctica con asiduidad. Debe de ser una mutación genética ancestral que aflora en los hombres de más de 40 años. Muchos sufren tortícolis a causa de ello (por querer dar una torti al culis).

lunes, 18 de agosto de 2008

Just do it


Beijing 2008

Si los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 me han enseñado algo ha sido a entender a los chinos y su cultura milenaria. A continuación os facilito un resumen de la información que he recabado durante estos días (igual son mitos, no sé):

  • Los chinos son todos iguales, no tienen ombligo y brillan en la oscuridad.
  • Llevan sombreros de paja en la cabeza para esconder su calva. Usualmente, bajo el sombrero, les asoma una trenza endeble y oscura a la que se achaca un origen sobrenatural (se cree que es una prolongación de su aura).
  • Comen arroz, perro, arroz con perro y perro con arroz. En contadas ocasiones añaden al menú galletitas de la suerte. Dichas galletas han de ser escogidas con sumo cuidado, puesto que marcarán desde entonces y para siempre la fortuna del comensal.
  • Tienen una ciudad muy manufacturera llamada Made y el resto del territorio chino es puro arrozal.
  • La selección sexual ha desprovisto a las chinas de vello púbico con el fin de que sobrevivan al estrangulamiento de sus propias bolas (chinas).
  • Un chino engancha.
  • Trabajan como chinos, hecho que les ha permitido, por ejemplo, alzarse con el monopolio de la producción del papel de aluminio. Para los chinos, por supuesto.
  • Los ancianos van a morir al monte cuando se les caen los dientes y algunas niñas "desaparecen" prematuramente si los tienen imperfectos.
  • Son pacíficos, hasta que les tocan las bolas (chinas).
  • Tienen los ojos achinados porque sospechan... el fin de EEUU como potencia hegemónica.
  • China es la cuna de los Todo a 1 Euro, a los que les debemos el honorable arte Kitsch.

viernes, 15 de agosto de 2008

http://www.muchoviaje.com

Si mi madre no me hubiera parido en tan previsibles circunstancias, a estas alturas me hallaríais muy lejos de esta costa cantábrica, pues me habría encantado dedicarme al oficio de viajante. Las mujeres y los hombres que van estirando sus raíces desde la cuna hasta el otro lado de la Tierra, por cuestiones de trabajo más que de placer, deben ser, al contrario de lo que pudiera parecer en una primera impresión, introvertidos. Imaginaos. Aquel que naciera pobre y estuviera acostumbrado a hacer de su vida una continua travesía se iría llenando los bolsillos de intrepidez, serenidad e introspección durante el trayecto, el contacto directo con todo tipo de situaciones, especímenes humanos y no humanos le habría otorgado de forma milagrosa las alas y la vista de un pájaro. Comenzaría entonces a divisar el mundo y a sus habitantes desde una perspectiva aérea, tan distante de la perspectiva del topo como la hierba del sol, e iría olvidándose paulatinamente, sobre la marcha, del lugar del que partió, hasta el punto de no recordar ni siquiera el camino de vuelta a casa. El oficio de viajante es sacrificado y lamentable, el viajante muere solo y con los bolsillos llenos de silencio. Seguramente si mi madre no me hubiera parido en tan previsibles circunstancias no desearía ser viajante.

miércoles, 13 de agosto de 2008

Desmemoria serial (Allegro Assai)

Aprovechando la coincidencia de la reposición de las series Las gemelas de Sweet Valley (Sweet Valley High) y Buffy Cazavampiros (Buffy, the Vampire Slayer) en La 2, quiero hacer un llamamiento a los directivos de Radio Televisión Española, más conocida como la corporación pública de carácter estatal que organiza la gestión indirecta del servicio público de radio y televisión española (sí, RTVE). Muy señores míos, les agradecería muchísimo que emitiesen de nuevo durante la programación televisiva del ocaso estival (es decir, de las tardes-noches de verano) otras series punteras de los años '90... No sé, ¿qué les parece Los Rompecorazones (Heartbreak High)? Eran chicos y chicas que hacían pellas para refocilarse en la disco o en el parking de la disco; cualquier sitio servía porque estaban en la onda. ¡No, no, mejor California Dreams! Aunque el argumento no distaba demasiado del anterior (chicos y chicas que dejaban sus deberes a medias con el fin de reunirse a cantar y hacer surf) nótese que sus protagonistas no estaban en la onda, sino en la cresta de la ola al vivir a pie de playa. Resumiendo, la razón por la que les pido dicho favor es bien simple: echo de menos este tipo de series con una ambientación tan juvenil, guapa y buenrollera, dotadas de aperturas realmente pegadizas y zumbantes, de tonos bastante alegres y acordes con el espíritu de las mismas. La única preocupación de los personajes planos que en ellas hacían acto de presencia era combinarse la ropa a oscuras y cumplir la ardua misión de contagiarnos a los telespectadores toda su ataraxia. Y vaya si lo conseguían... A mí Todd Wilkins en su versión de Jeremy Garrett me sigue dejando grogui.


¡Y a quien no le guste H2O: Sirenas del mar (H20: Just add water) que tire la primera piedra al mar y capture una sirena! Sólo recibirán recompensa aquellos que atisben sirenas de cola de pez, con lo cual las pajarracas de Ulises pueden abstenerse de abrir el pico.

sábado, 2 de agosto de 2008

Amo, amas, amare, amavi, amatum

Conjugar el verbo amar es comprender y aceptar al prójimo con sus temas de presente, de perfecto o de supino, con sus fallos y virtudes, porque todos nos tiramos "pums". Y no lo digo yo, lo dice un anciano que ha amado mucho a lo largo de su vida. He estado reflexionando largo y tendido (1' 37'') acerca de esta gran sentencia y mis conclusiones finales se encaminan hacia la confirmación de la misma, puesto que conozco a muchos hombres que, llegada su madurez, han engordado ferozmente y aun así sus respectivas parejas los han seguido amando. Yo en particular no lo haría, me dan repelús los hombres gordos (amén de los niños de mamas desarrolladas). Gordura significa dejadez y escasa movilidad pélvica, que es justamente lo que más me interesa en un chico. Podréis tacharme de materialista, fisicalista, de atómica o electrónica, incluso de escepticista, pero vuestra alma romántica sabe tan bien como mi cerebro cerril que el Ars Amandi de Ovidio no fue más que una especie de Kama Sutra para mojigatos. Así pues, a pesar de que cada uno maneje su gramática particular, conjuguemos entre jotas oclusivas, guturales y aspiradas...

PEPSICOpatía

No cabe más que decir que los tattoos que regalan con las bolsas de Matutano son una aberración de los caprichos prepubescentes.

martes, 29 de julio de 2008

Looney Tunes

Nunca me han gustado las historias de Los Looney Tunes. Me causaban tal repulsión como hoy día lo hacen las voces voluptuosas que radian los insulsos videos vespertinos de los no menos insulsos programas del corazón. Era vislumbrar a Porky o a alguno de sus compinches y mi cerebro demandaba oxígeno con desesperación, hasta el punto de que hubo días en los que corrí el riesgo de que mi mandíbula se encajara en un perpetuo bostezo.

Las veces que vi un capítulo de estos divertidos personajes lo hice o bien porque no tenía nada mejor que hacer, porque pensaba que el gusto llegaría con el tiempo y la experiencia (tal y como ocurre con el placer cervecero) o bien porque, simplemente, ya despuntaba por aquel entonces mi vena masoquista. El caso es que por más que padecí las persecuciones de El Coyote y El Correcaminos, por más que visioné cómo el cazador (que, por cierto, se da un aire a Porky) perseguía a Bugs o las artimañas usadas por Piolín para joder a Silvestre, jamás aprecié a estos seres (des)animados. Incluso llegué a planear su secuestro y posterior asesinato: 1) Metería su peso plúmbeo en un saco de patatas; 2) El saco lo llenaría de piedras...; 3) Y lo arrojaría al pantano con el agua más congelada del país con los medios de rescate más atrasados de Europa.

domingo, 27 de julio de 2008

El lado siniestro del doctor José Cabrera

Hay quien afirma que José Cabrera es un psiquiatra forense de 50 años, de pelo cano y ojillos vivarachos. Algunos osados lo llaman doctor y confían ciegamente en su opinión experta: que hay que hablar sobre niños hiperactivos, Cabrera resuelve tus dudas; que salta una alarma mundial sobre los efectos irritantes del desodorante íntimo, Cabrera responde. Siempre está ahí cuando se le necesita, atento, educado, sexy, encantador... Pero no todo es felicidad en el mundo de Cabrera, pues una oscura leyenda amenaza con eclipsar su próspera carrera. Y es que los rumores sobre lo sospechoso de su amistad con Íker Jiménez han ido in crescendo en los últimos tiempos. ¿Qué tétrico secreto se oculta tras la amistad de la extraña pareja? Cuentan los ancianos del lugar que el origen del doctor se remonta al S XIX, época dorada de la Frenología. Sí, Cabrera es una momia putrefacta de más de 125 años, la momia de un frenólogo que el equipo de Milenio Tres (el antiguo programa radiofónico de Íker) halló en las excavaciones realizadas en el jardín de Lashley.

El caso es que, tras representar durante una semana el clásico papel de arqueólogo fugitivo y momia asesina sedienta de sangre, Íker y Cabrera llegaron a un acuerdo: Cabrera renunciaría a sorber sus sesos con una pajita multicolor y trabajaría "de gorra" en Cuarto Milenio si el presentador se comprometía a proporcionarle diariamente las cutículas y heces del resto de colaboradores, sustancias imprescindibles para mantener incorrupto su cuerpo danone.

viernes, 18 de julio de 2008

Explicación del final de Los Serrano

Sé que a muchos de vosotros os intriga saber si en verdad Diego se suicida o tan solo sueña todas las peripecias que han transcurrido durante cinco años en la taberna de Los Serrano. Pues he aquí la conclusión a la que mis inferencias me han conducido: todo era un sueño. Efectivamente, lo vivido por cada uno de los personajes de la serie tuvo que ser imaginado por la mente calenturienta de su protagonista, Diego Serrano. Porque, de lo contrario, ¿cómo se explicaría que un hombre como Diego se ligara a una una mujer como Celia? Es más, ¿cómo se explicaría que un hombre como Fiti se ligara a una mujer como Ana? Y, lo que es máximo, ¿cómo se explicaría que un hombre como Santi se ligara a una mujer como Lourditas? Sí, fue un sueño, un sueño bastante largo y ridículo, pero un sueño al fin y al cabo. Por cierto, la razón por la que conozco el nombre de los personajes de una serie que JAMÁS he visto es... que esta entrada de blog me ha sido revelada en sueños (con su edición de HTML inclusive). No le deis más vueltas, no tiene sentido.

martes, 8 de julio de 2008

De lo que aconteció al Gañán con las chicas Gilmore


Gañán: ¿Qué tienes, Lorelai, que te veo regulera?
Lorelai: Uno de los tres tiene que poner la lavadora esta noche.
Rory: ¿Por qué?
Lorelai: Porque me quedé sin ropa interior hace tres días.
Gañán: Aaay, pataliebre, ya decía yo que aquí olía a perrete mojao’.
Rory: ¿Y qué llevas ahora debajo de la falda?
Lorelai: Voy sin nada.
Rory: ¡¡¡Mamá!!!
Lorelai: Es bastante agradable, hay brisa.
Rory: Mi ejemplo de mujer, señores y señoras.
Gañán: Aaanda, Rory, que vas poniendo la puntillica en tó. Vete a zurir mierdas con un látigo.
Lorelai: Así se habla.
Rory: Mamá, coge tu cabeza. Te llevo al psicólogo.
Lorelai: Bien, esta vez al menos no habrá rejas de por medio.
Gañán: A mí eso de los psicólogos me huele a ropero viejo. Ahí los ves, gordos como nutras y sacando pecho palomo.
Rory: ¿Pecho palomo?
Lorelai: Petulante.
Gañán: Petulante no hermosa, tunante.
Rory: Ah, un momento, me apunto la palabra.
Gañán: Y dale, deja ya la escritura y los pensares, muchacha, que de tanto estudiar se te va a quedar culo carpeta.
Lorelai: Y yo sigo con el perrete asomando el hocico.
Gañán y Rory: ¿¿¿Qué???

sábado, 5 de julio de 2008

Fresón, ¿un segundón?



"Fresón: es, como su propio nombre indica, una fresa, además del alcalde de la comunidad Fruiti. De vez en cuando acude en busca de ayuda al grupo formado por Kumba, Mochilo, Gazpacho y Pincho para que intervengan en la resolución de los problemas del pueblo." (Tomado y modificado de Wikipedia, 2008)

He visto que la figura de Fresón está a la venta en todocoleccion.net por la módica cantidad de 3 euros. Si no pensabas comprarla te animo a que lo hagas porque con el tiempo estas cosas se revalorizan la leche. Te pondré un ejemplo: en su día me compré unas trenzas de Pipi Calzaslargas por 50 pesetas y ahora los freaks me las quitan de las manos. Han llegado a ofrecerme un alma a cambio, pero de esas hay muchas en Ebay y me pareció un trueque demasiado vulgar. Estoy segura de que alguien osará entregarme 30 centimazos por ellas. Soy un lince para los negocios.

viernes, 4 de julio de 2008

A mis fans de la Superpop


SOBRE MÍ
Yo tengo: a un inmigrante ilegal durmiendo acurrucado en la ducha.
Yo deseo: la paz mundial y la mansión de Barbie.
Yo odio: a los niños de mamas desarrolladas.
Yo escucho: voces extrañas en mi cabeza. Sé que los extraterrestres y Bush me controlan a través de las ondas electrofidélicas de mi mp3.
Yo le tengo miedo: a los extraterrestres, a Bush y a la comida light.
Yo lloro: lágrimas de amor por Johnny Depp y por Pelé (por este último menos desde que sé que ha perdido su vigor masculino).
Yo pierdo: los papeles cuando la frutera me da un melocotón pocho.
Yo necesito: agua y carne para subsistir.
Me da vergüenza cuando: poso en cueros para alguna revista, pero se me pasa al ver el cheque.
Me pone feliz: Winnie the Pooh y los momentos en los que mi abuelo me da mis Werther´s Original.
Me duele: el coxis.


¿ SÍ O NO ?
¿Tienes un diario? No, tengo un periódico de publicación bimensual.
¿Te gusta cocinar? Sí, platos de chichinabo.
¿Tienes un secreto que no le has contado a nadie? Sí, soy mentirosa compulsiva.
¿Pones tu reloj unos minutos adelantado? Lo atraso, quiero que cuando la muerte llegue a buscarme yo no esté allí para verlo.
¿Crees en el amor? Sí, quiero amor o muerte, quiero morir del todo.
¿Te bañas todos los días? No, la piel se desgasta y sé que mi olor natural me hace más seductora.
¿Piensas que estás enamorado? No pienso, ese es el problema.
¿Te quieres casar? Sí, con un vejete millonario y moribundo.
¿Te gustan las tormentas? Sí, siempre que imagino que el vejete de mis sueños me protege de ellas con sus brazos verrugosos y flácidos.


¿ QUIÉN ES?
¿La persona más rara?
Paloma Gómez Borrero.
¿La persona más molesta? Paloma Gómez Borrero.
¿La persona que te conoce mejor? Culo pollo.
¿El profesor más aburrido? Culo pollo.


¿ CUÁL ES ?
¿La frase que más usas en el MSN?
¿Qué pasa Matt Damon?
Tu grupo favorito: Los músicos de Bremen.
¿Tu mayor deseo? La paz mundial y la mansión de Barbie.


OTRAS PREGUNTAS
Signo:
multiplícate por cero.
Color de pelo natural: soy calva.
Color de pelo que tienes: uso pelucas multicolores como Lucrecia.
Color de ojos: marrón oscuro como la madera de la mesa camilla de mi abuela.
Número favorito: el número de móvil de Paquirrín.
Día favorito: el día de Difuntos.
Mes favorito: Septiembre, mes de vendimia.
Estación del año favorita: Otoño que rima con... retoño.
Deporte favorito: la comba y el rugby.
Café o té: me gusta el cafete.
Montaña o playa: demasiada emoción para mí. Prefiero estar en mi habitación, con las luces apagadas mientras leo a Kafka.
Barça o Madrid: del Madrid Íker y del Barça Xavi.
Sol o Nieve: tu puta madre.


EN LA ÚLTIMA SEMANA TÚ HAS
¿Llorado?
Sí, cuando vi a House agonizar en el último capítulo de la serie. Fue muy triste ver cómo moría por asfixia cuando intentaba hacer una felación imposible a Foreman.
¿Ayudado a alguien? Sí, saqué la roña al uñero de mi abuelo con un estropajo Nanas. Me recordó a Camarón.
¿Comprado algo? El estropajo y unos condones, todo para mi abuelo.
¿Enfermado? Sí, del asco que me dio ver la roña de mi abuelo.
¿Ido al cine? Si te parece poco este drama que tuve que vivir en mis carnes...
¿Salido a cenar? Sí, tuve una cita a ciegas. Resultó ser un tío muy guapo, inteligente y educado... no me gustó nada.
¿Dicho “te amo”? Sí, soy actriz de folletín.
¿Escrito una carta? Sí, una carta de reclamación a Alimerka. Encontré en una bolsa de patatas fritas una especie de pluma. Y ES VERDAD.
¿Perdido a un novio? Sí, pero lamentablemente él me ha vuelto a encontrar.
¿Hablado con alguien que hace tiempo no hablabas? Con Culo pollo, pero más que hablar yo hablaba él.
¿Tenido una conversación seria? Con las voces de mi cabeza, pero más que hablar ellas hablaba yo. Parece que el sistema de ondas electrofidélicas no furrula.
¿Perdido a alguien? A mi chorvo.
¿Abrazado a alguien? A mi chorvo, por hacer el paripé.
¿Peleado con un pariente? Con mi abuelo. Le pareció mal que vomitara la cena sobre su uñero.
¿Peleado con un amigo? Con mi ex-chorvo.
¿Soñado despierto? La vida es sueño querido Segismundo.


ALGUNA VEZ PODRÍAS
¿Comer un gusano?
En McDonald's te sirven cada porquería...
¿Matar a alguien? Al vejete de mis sueños.
¿Besar a alguien del mismo sexo? Y lo que surja.
¿Tener sexo con alguien del mismo sexo? Y lo que surja.
¿Lanzarte de un paracaídas? ¿Desde un paracaídas o con un paracaídas?
¿Cantar en un karaoke? No me gusta OT.
¿Ser vegetariano? No, me gusta comer gusanos.
¿Emborracharte? A lo Amy.
¿Robar en una tienda? A lo Winona.
¿Usar maquillaje en público? A la mierda.

jueves, 3 de julio de 2008

Camarón, un monstruo


Hoy tuve que sacar la roña al uñero de mi abuelo. En esos momentos de sufrimiento recordé el pelo de Camarón por su semejanza con el estropajo Nanas. Eso es todo.


miércoles, 2 de julio de 2008

¿Cómo cocinar un blog pa-ella?


Ingredientes:

  • Un título con gancho e incoherente.
  • Una mascota con superpoderes.
  • Una autora pasada de rosca.
  • Una subvención vitalicia del Banco Pastor.
  • La amistad de Paco "El Pocero".
  • La chispa de Moncho Borrajo.
  • La enemistad de Paloma Barrientos.
  • La potencia de Rocco Siffredi.
  • Una cuenta de Google.